Ser diseñador en un mundo de Dj’s

Ser diseñador en un mundo de Dj’s

Si hay algo que me gusta especialmente de mi profesión es la cantidad de cosas que llegas a aprender. Te acabas convirtiendo en un experto en cualquier tema.  Ya me lo dijo una vez un profesor durante mis estudios de diseño: Una de vuestras labores como diseñadores es acabar conociendo a vuestro cliente y su producto incluso mejor que vuestro propio cliente. Que tienes un encargo para una marca de embutidos? Pues te vas a experto en chorizos y salchichones. 

A mi me ha tocado (al menos por ahora) el mundo de la música electrónica. Y la verdad es que cada día le doy más la razón a mi profesor. En un año he pasado de no distinguir el House del Techno a saber que es un break, que es eso de los BPM o por que los subgraves son tan importantes. He pasado del desconocimiento absoluto a descubrir un nuevo mundo desde una posición privilegiada. Por que parte de mi trabajo es entender cada uno de los pensamiento y ideas que se les pasa por la cabeza pero siempre mirando un poco desde fuera, como un extraño al que le permiten dudar de todo, preguntar cualquier cosa y de vez en cuando romper un poco sus esquemas.

Después de conocer un poco de primera mano como funcionan he sacado algunas conclusiones de como es trabajar con Dj’s:

  1. Son gente con buen gusto pero con resistencia al cambio. Esto se podría aplicar en muchos mundos pero la verdad es algo que me sorprendió bastante. Lo del buen gusto no, pero si lo clásicos que llegan a ser. Están muy acostumbrados a unos códigos, una estética y cuesta un poco que aprueben ideas más arriesgadas. Toca muchas veces explicar cada uno de tus pasos, en eso, son de los clientes más complicados que he llegado a tener. Lo evalúan todo y vas a tener que justificar muchísimo tus ideas. Por un lado puede llegar a ser tedioso pero por el otro, hace que te vuelvas muy pero que muy exigente con tu trabajo.
  2. Lucha de egos. Esto es algo que a veces llega a complicarte un poco la existencia. Todos luchan por aparecer más grande en los carteles y a veces llega a situaciones realmente surrealistas. Llamadas a última hora del manager de turno exigiendo saber por que el nombre de su artista está mas pequeño que otro o por que está segundo y no primero. Además de los consabidos Labels y Colectivos que deben acompañar su nombre. Y eso con suerte! En el peor de los casos tendrás a un Dj exigiendo que su nombre debe aparecer usando un logotipo (muchas veces infumable) haciendo que toda composición y buen gusto se vallan a la mierda y que un flyer que empezaba a ser genial acabe siendo horrible.
  3. Bienvenido al Caos. No siempre, pero por norma general en este mundo todo ocurre al último momento, siempre se les ocurre algo para ya. Es una dinámica agotadora pero reconozco que también suele ser muy estimulante. Soy un poco masoquista, si. Ah! Y recuerda que su jornada no suele empezar a las 9 si no a las 14h como muy pronto.
  4. Libertad. Esto esta relacionado con el primer punto, pero quiero extenderlo un poco más por que es de lo mejor de trabajar en este mundo. Si sabes explicar tus ideas, y son buenas, vas a poder hacer autenticas locuras. Soluciones gráficas que en muchos otros sectores serian impensables, aquí las he podido realizar.
  5. Reconocen el mérito. Si les gusta lo que haces lo van a reconocer. No solo a ti personalmente. Publicamente. Y eso amigo, es muy bueno para el negocio. Y para que tu paciencia y tus energías no desaparezcan, también.

Podría seguir durante mucho rato con el tema pero no me quiero alargar más. A modo de conclusión diré que, aunque a veces es complicado, nunca me he sentido más cómodo y orgulloso de mi trabajo. Y eso en parte es gracias a este mundo de la música electronica.

Y si por un casual eres Dj y estas leyendo esto: Escucha a tu diseñador, cuídalo y dale la oportunidad de sorprenderte, no te arrepentirás.

No Comments

Post A Comment